Rinden homenaje a Martha Erika y Moreno Valle

El grito “¡Fuera Morena, fuera Morena!” se escuchó la tarde de este martes entre el público que asistió a la ceremonia en honor de la gobernadora de Puebla, Martha Erika Alonso, y de su esposo, el exgobernador y senador Rafael Moreno Valle, un día después de que ambos políticos del PAN murieran en un accidente aéreo .

Las consignas cobraron fuerza cuando se agradecía la presencia de la secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, en representación del gobierno federal, en un gesto que los manifestantes defendieron bajo el argumento de que el partido del presidente Andrés Manuel López Obrador “maltrató” a la mandataria estatal.

Incluso, Luis Banck Serrato, jefe de la oficina de Alonso y encargado del discurso oficial, tuvo que intervenir para pedir respeto a los asistentes, aunque entonces empezaron a escucharse más consignas como “¡Martha gobernadora, Martha gobernadora!” y “¡Justicia, justicia!”.

En su mensaje, Banck aseguró que Alonso y Moreno Valle hacían un “gran equipo” y les atribuyó diversas virtudes. De ella, dijo que inspiraba a las niñas a convertirse en gobernadoras; de él, que era un estadista apasionado de la estrategia y la acción.

Las palabras del funcionario fueron constantemente interrumpidas por aplausos hacia los fallecidos —cinco en total, considerando también al asistente de Moreno Valle y a los dos pilotos del helicóptero—, pero también por abucheos cuando se mencionó al excandidato morenista Miguel Barbosa, quien este año disputó la gubernatura a Alonso e incluso impugnó su triunfo ante el Tribunal Electoral federal (TEPJF).

“Martha Erika estaba convencida de que las campañas políticas habían quedado atrás y que era la hora de ponerse a trabajar, era la hora de la unidad y la reconciliación. Así se lo hizo saber a la ministra secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, a quien agradecemos su presencia”, dijo Banck, y la molestia volvió a notarse.

“¡Fuera, fuera!”, gritaron algunos asistentes hacia la única figura pública ligada a Morena que estaba en el homenaje.

Más tarde, la propia Sánchez Cordero se refirió a estas manifestaciones y dijo a ADNPolítico que esto es muestra de que “hay libertad de expresión”.

 La secretaria, responsable de la política interior, también se acercó a dar el pésame al padre del exgobernador, quien lleva el mismo nombre de su hijo.

“Estoy aquí sí en representación del gobierno federal, pero también por mí, por convicción”, le dijo, al darle un abrazo y contarle que había platicado recientemente tanto con Moreno Valle como con Alonso. Además, la funcionaria se comprometió a que el gobierno federal esclarezca los hechos.

“Ojalá una mujer gane para honrar a Martha Erika”

Al término del discurso de Bank —exalcalde de Puebla y exsecretario de Infraestructura con Moreno Valle—, familiares, funcionarios y amigos realizaron guardias de honor. Al fondo fueron colocados al menos unas 50 coronas de flores.

Cuando los más cercanos se ubicaron a un costado de los retratos de las víctimas, el sonido reprodujo el himno de Puebla.

Luego llegaron los abrazos, los lamentos y los cuestionamientos de qué fue lo que originó la caída del helicóptero.

Ahí, en la Plaza de la Victoria, estaba todo el grupo conocido del morenovallismo, y ahí estaba la única hermana de Moreno Valle, Gabriela, quien fue llevada a una silla de ruedas debido a que se desvaneció al momento de las condolencias.

Al centro del lugar, un grupo de ciudadanos gritaba porras a la pareja Moreno Valle-Alonso , y también expresaba un deseo para la elección extraordinaria de la que habrá de salir quien tome el lugar que dejó vacante la gobernadora.

“Ojalá gane una mujer para honrar a Martha Erika”, dijo un simpatizante.

Fuente

Artículos relacionados

Deja un comentario